Inicio » Machine Learning » La mentira de la inteligencia artificial: así la ‘usan’ el 40% de las startups para conseguir más dinero

La mentira de la inteligencia artificial: así la ‘usan’ el 40% de las startups para conseguir más dinero

Marzo de 2019. En pleno apogeo de la inteligencia artificial como herramienta de cada vez más empresas, aparece una investigación demoledora: según el informe State of AI 2019: Divergence, elaborado por MMC Ventures, el 40% de la supuesta inteligencia artificial es una farsa. La compañía analizó la actividad de más de 2.000 startups europeas que decían emplear inteligencia artificial y descubrió que el 40% no la utilizaba en absoluto. Por otro lado, analizando las cifras, también descubrió que, a la hora de buscar financiación, las startups que dicen usar inteligencia artificial reciben un 15% más de fondos que las que no la usan. La conclusión del informe era clara: 4 de cada 10 startups que dicen usar IA mienten y solo lo dicen para conseguir más dinero

Y es que «mucha gente pone la palabra inteligencia artificial para vender más productos, pero en realidad ahí no hay nada. No hay inteligencia y tampoco es artificial, es todo cartón piedra. Pero se pone ahí para vender y que venga el inversor», nos dice tajante Román Ramírez, consultor independiente en ciberseguridad.

IA y ciberseguridad, un mercado milmillonario

Más allá de la posible venta de humo, lo cierto es que la inteligencia artificial cada vez es más recurrente en todo tipo de sectores. Y en la ciberseguridad, tres cuartos de lo mismo. Por eso mismo le hemos dedicado el capítulo 28 de Trabaja en Ciberseguridad para saber cuánto de inteligencia artificial hay en el sector, cuánta es útil y cuánta podría ser más humo que otra cosa.

Para empezar, las cifras. No hay más que echarles un ojo para comprender la relevancia de la IA en cualquier tipo de empresa. Según un informe de CodinGame, esta disciplina es la tercera más buscada por los reclutadores de todo el mundo, por delante incluso de la ciberseguridad, que ocupa la décima posición.

Para empezar, las cifras. No hay más que echarles un ojo para comprender la relevancia de la IA en cualquier tipo de empresa. Según un informe de CodinGame, esta disciplina es la tercera más buscada por los reclutadores de todo el mundo, por delante incluso de la ciberseguridad, que ocupa la décima posición.

¿Y qué pasa con la inteligencia artificial aplicada a la ciberseguridad? Que también está creciendo a un ritmo vertiginoso. Tal y como revela un informe de Pillsbury, este mercado, que en 2020 era de 10.500 millones de dólares, pasará a ser de 38.200 millones en 2026 y de 46.300 millones en 2027. La subida, como vemos, es alucinante.

¿Para qué se usa la IA en ciberseguridad?

Pero, ¿de qué manera se usa la IA en ciberseguridad? Aquí hay un estudio que nos puede resultar muy útil: el Reinventing Cybersecurity with Artificial Intelligence, elaborado por Capgemini. Para empezar, observamos que la IA es especialmente utilizada en labores de detección de amenazas, mientras que la predicción y la respuesta quedan relegadas a un papel un poco menor. 

¿Y en qué entornos recurren a la inteligencia artificial los equipos de ciberseguridad? Según Capgemini, la seguridad de red y de los datos son los dos que más se aprovechan del potencial de la IA, pero otros entornos como la seguridad del endpoint, la de las identidades o la de las aplicaciones también juegan un papel importante. 

En cualquier caso, la forma de usar esta IA puede ser verdaderamente interesante… o no. «Escucho muchas veces que se utiliza inteligencia artificial… cuando, como mucho, es machine learning», nos cuenta Borja Pérez, country manager de Stormshield en España. De hecho, él recuerda que «hace un par de años, en una mesa redonda, alguien hablaba de que, gracias a la inteligencia artificial, su solución había pasado de parar un 70% de los ataques a un 90%, mientras que nosotros no hacíamos inteligencia artificial en ese tipo de soluciones… y estábamos parando el 99% de los ataques».

El debate, como vemos, está servido. Puede que a veces la IA implique un poco de humo, pero lo cierto es que el sector de la ciberseguridad la está adoptando de manera intensiva y cada vez invierte más dinero en ello. Eso sí, cuidado, porque, por muy buena que sea, la inteligencia artificial nunca será la panacea: «La inteligencia artificial no te puede valer para coger un producto malo y convertirlo en un producto aceptable», recuerda Borja Pérez.

Formación Relacionada

Las dos pestañas siguientes cambian el contenido a continuación.
Equipo de profesionales formado esencialmente por profesores y colaboradores con amplia experiencia en las distintas áreas de negocio del mundo empresarial y del mundo académico. IMF Smart Education pertenece a la AACSB, a la AMBA, a la AEEN y a ANCED, entre otras organizaciones. Sus programas cuentan con el aval de ANECA, Cambridge y Oxford y la alta valoración de sus más de 110.000 alumnos. Está incluida en el Ranking The Best Global MBA 2018 y reconocida como Emagister Cum Laude desde 2015. Cuenta con los sellos de calidad EFQM 5star, Excelencia Europea, Madrid Excelente, ISO 9001 e ISO 14001. Escuela de Negocios Nº1 del mundo en el EFQM Global Index.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡Noticias, eventos y formación!

Suscríbete ahora y recibe los mejores contenidos sobre Negocios, Prevención, Marketing, Energías Renovables, Tecnología, Logística y Recursos Humanos.

Acepto recibir comunicaciones comerciales por parte del grupo IMF
He leído y acepto las condiciones


La mentira de la IA: así la ‘usan’ algunas startups para conseguir dinero

En pleno apogeo de la inteligencia artificial, aparece una investigación demoledora: según un informe, parte de la IA es una farsa.