Inicio » Actualidad laboral » Riesgos derivados de la electricidad

Riesgos derivados de la electricidad

riesgo electrico

Sin lugar a dudas uno de los riesgos presentes en la mayoría de los puestos de trabajo es el de contactos eléctricos, estos riesgos vienen relacionados con el uso de aparatos que funcionan gracias a la corriente eléctrica: ordenadores, herramientas,  equipos de trabajo, etc.

Estos riesgos se pueden clasificar en dos grandes grupos:
Incendios y/o explosiones: afectan a personas, instalaciones y bienes.
Electrización y electrocución: afectan a personas.

Los incendios debidos a la energía eléctrica se producen, fundamentalmente, por sobrecargas en la instalación, chispas o cortocircuito. En ocasiones vemos los llamados ladrones con múltiples enchufes conectados a él.
Electrización: Una persona se electriza cuando la corriente eléctrica circula por su cuerpo, es decir, cuando la persona forma parte del circuito eléctrico, pudiendo, al menos, distinguir dos puntos de contacto: uno de entrada y otro de salida de la corriente.
Electrocución: Esa misma persona se electrocuta cuando el paso de la corriente produce su muerte.

Efectos fisiológicos de la corriente eléctrica

Las consecuencias del paso de la corriente por el cuerpo pueden ocasionar desde lesiones físicas secundarias (golpes, caídas, etc.), hasta la muerte por fibrilación ventricular.

La fibrilación ventricular consiste en el movimiento anárquico del corazón, el cual, deja de enviar sangre a los distintos órganos y, aunque esté en movimiento, no sigue su ritmo normal de funcionamiento. Es el efecto más grave y que produce la mayoría de los accidentes mortales. Una vez producida no se recupera el ritmo cardíaco de forma espontánea y, de no mediar una asistencia rápida y efectiva, se producen lesiones irreversibles y sobreviene la muerte.

Por tetanización entendemos el movimiento incontrolado de los músculos como consecuencia del paso de la energía eléctrica. Dependiendo del recorrido de la corriente, perderemos el control de las manos, brazos, músculos pectorales, etc.

La asfixia se produce cuando el paso de la corriente afecta al centro nervioso que regula la función respiratoria, ocasionando el paro respiratorio.

Otras alteraciones, tales como: contracciones musculares, aumento de la presión sanguínea, dificultades de respiración, parada provisional del corazón, etc. pueden producirse sin fibrilación ventricular. Tales efectos no son mortales; normalmente son reversibles y, a menudo, producen marcas por el paso de la corriente. Las quemaduras graves pueden llegar a ser mortales.

Algunos de estos efectos son más comunes que otros, pues contactos eléctricos indirectos sin más pueden darse  en el día a día, y seguro que en más de una ocasión alguno de nosotros los ha sufrido debido a una incorrecta instalación, un defecto en la puesta a tierra de una máquina etc.

ladron sobrecargado

Ante un contacto eléctrico es conveniente saber como debemos actuar. Aunque lo principal es llevar a cabo un correcto mantenimiento de la instalación eléctrica para evitar accidentes, revisando periódicamente las instalaciones..

 Actuaciones en caso de accidente eléctrico

La corriente eléctrica puede dar lugar a lesiones, sobre todo a su paso por el interior del cuerpo. Los resultados de un accidente eléctrico en nuestro organismo pueden desencadenar una parada cardio-respiratoria, contracciones tetánicas,
convulsiones… A nivel local, la electricidad puede producir quemaduras cutáneas en los puntos de entrada y salida. La prioridad, como en todos los accidentes, será el P.A.S. (Proteger – Avisar – Socorrer).

La pauta de actuación será:
1. Cortar la corriente, en condiciones seguras, no sin antes prever la caída del sujeto.
2. Iniciar la evaluación primaria y, en caso de parada cardio-respiratoria, iniciar el soporte vital básico.
3. Buscar otras posibles lesiones, como hemorragias, shock o fracturas. Se
tratará siempre primero la lesión más grave.
4. Poner sobre las quemaduras un apósito limpio y estéril
5. Evacuar, bajo vigilancia médica y de forma urgente, al trabajador que haya sufrido una descarga eléctrica, incluso si no presenta trastornos.

Formación Relacionada

Las dos pestañas siguientes cambian el contenido a continuación.
Licenciada en farmacia, Técnico superior en prevención de riesgos laborales (3 especialidades), Tutora de cursos ohsas y auditoria de sistema de gestión de la prevención, Experta en obras y Tutora curso de coordinador de seguridad y salud Formadora en PRL en IMF Business School.

6 Responses

  • Actualmente no esta solos ante el peligro como se diría en alguna película que otra, pero en la vida real se encuentran profesionales que son capaces de ayudarnos, para un ejemplo son los electricistas que nos facilitan el uso correcto de la electricidad.

  • Muy interesante. El riesgo existe en cualquier actividad. Sin embargo, las personas que manipulamos electricidad no estamos nunca a salvo. Esto, es basicamente porque cuando Tesla ganó con su idea de alterna, Whestinhouse vio solo el negocio y no las muertes que podria provocar. Realmente creo que el invento de Edison, mejorado pro supuesto, hubiese dejado mas almas vivas en la tierra.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡Noticias, eventos y formación!

Suscríbete ahora y recibe los mejores contenidos sobre Negocios, Prevención, Marketing, Energías Renovables, Tecnología, Logística y Recursos Humanos.

Acepto recibir comunicaciones comerciales por parte del grupo IMF
He leído y acepto las condiciones


Riesgos derivados de la electricidad

A nivel local, la electricidad puede producir quemaduras cutáneas en los puntos de entrada y salida.