El autocoaching de los emprendedores

El autocoaching de los emprendedores

¿Damos Coaching o nos dan Coaching?

Presente ya en toda formación de ejecutivos y directivos,  cómo no va a estarlo en la de un emprendedor. ¿Como se forma un emprendedor? A sí mismo. Pues tal es su enfoque de vida profesional. Entendamos por emprendedor auténtico el que construye una empresa o proyecto desde la individualidad emocional,  aunque siempre haga falta ayuda y participación administrativa y financiera.

Cuando un trabajador decide EMPRENDER un camino propio e independiente,  y cuando la base de la motivación es el desarrollo personal, no haría falta dar muchas vueltas para llegar a la conclusión de que ese emprendedor se va a querer auto formar. O formar desde las máximas posibilidades que su libertad y recursos le permitan, es decir buscará formación a ser posible online,  y gratis o subvencionada, y muy especializada en el sector de su proyecto.

Pensemos que los “jefes” que no tiene ni le van a facilitar ni pagar sesiones de Coaching.  El emprendedor muy al tanto de las nuevas tecnologías y tendencias en general, estará ya habituado a buscar, leer y auto-formarse en muchas áreas, tanto de liderazgo como Coaching a veces inconscientemente, no porque lo necesite para sus propios empleados que pueda tener o no. Sino porque el crecimiento individual y personal,  para optimizar nuestras propias cualidades y capacitaciones, pasa en especial en estos casos por ser nuestro propio líder, y ser conscientes y poder efectuar el análisis y estrategias de verdadero autocontrol y autocoaching.

El coaching de los emprededores

El emprendedor como lo haría un Coach con él, se hará preguntas continuas adecuadas en el momento oportuno,  y esto ya es considerado Coach way o estilo Coaching. Seguirá un perfil decisional basado en el análisis de conceptos y posibles escenarios, descartando respuestas conocidas y buscando esa nueva respuesta que le lleve un poco más allá del límite pre establecido que marca los topes de crecimiento,  en ese sistema de auto análisis de conducta introducirá las variables de terceros y priorizará los riesgos asumibles. Tanto a nivel de gestión de producto, marketing, como tareas personales.

Cualquier empleado podría hacerse autocoaching si fuera inculcado y formado en una guía precisa de línea de inducción y preguntas claves, encadenando circunstancias con emociones.

Es un proceso sine qua non para mejora personal.

Las características inherentes del emprendedor

Cuando una persona elige la independencia económica y administrativa, esta decidiendo ser no sólo su propio jefe, su propio asesor, gestor técnico y emocional,  formador y por ende su propio Coaching.

Otra cosa es que el reconocimiento del profesional del Coaching sea subcontratado por el emprendedor como lo hará con la gestoría etc, y piense en incluirlo en su planning de gastos de mejora como lo haría cualquier empresa grande. En función de los recursos así podrá contratarlo.

Pero hay una parte inherente en la palabra EMPRENDEDOR, donde van en paquete la iniciativa,  valentía,  innovación,  independencia y el auto liderazgo.

Las dos pestañas siguientes cambian el contenido a continuación.
Mónica Fernández
Mónica Fernández es experta en Liderazgo y Coaching por Otto Walter Business Management; licenciada en Psicología, con especialidad en redireccionamiento de conductas con adultos y entornos laborales y entrenadora profesional de tenis de campeones internacionales y campeonatos paraolímpicos. Actualmente ejerce como profesional de las principales empresas del sector financiero y banca en España, especialista en planes de motivación, formación y calidad de equipos de gestores y asesores. “Busco siempre estar a la altura de la velocidad del mundo, ¡tanto, que a veces me adelanto! Enamorada de las nuevas tecnologías y sobre todo de las innovaciones profesionales en cuanto a dirección de equipos y redes humanas. Comenzando en el entorno de redes sociales y networking”.
Mónica Fernández

Últimos posts de Mónica Fernández (ver todo)

2 Responses

  • Hola.
    Respetando la opinion de mi colega, discrepo profundemte de su apreciación. Si nos atenemos a los principios que sustentan y diferencian el coaching de otras disciplinas, el llamado auto coaching no puede existir. El emprendedor podrá hacerse todas las preguntas que sea menester, pero nunca será un acto de coaching, porque uno de las principales bases de éste, que, insisto, lo diferencian claramemte de otros métodos, es que las preguntas no deben condicionar las respuestas . Dicho de otro modo, cuando se emplean preguntas en la fase de indagación o exploración de todo proceso de coaching no se puede poner ninguna opinion o juicio personal que pueda contaminar la reflexión que debe hacerse sobre la propia pregunta para encontrar la respuesta. Decimos en coaching que no puede hacerse nunca coaching a un familiar o amigo porque simplemente los lazos emocionales y el “deseo” a veces de ayudar, puede hacer que hagamos preguntas “interesadas” aun sin quererlo. Imaginemos entonces hacernos preguntas a nosotros mismos. Concluyendo, el verdadero coaching exige dos personas al menos. Yo mismo, com mas de 1000 horas de procesos a mis espaldas tengo mi coach para acudir cuando es necesario. Es que soy un ser humano, por muy coach (o emprendedor, que también lo soy) que sea. Un saludo y perdón por la extensión.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *