Amazon
InicioPRLLA ZONA DEL CONSERJE DEBE SER SALUDABLE Y SEGURA

LA ZONA DEL CONSERJE DEBE SER SALUDABLE Y SEGURA

Se va a analizar qué exige la normativa vigente en materia de prevención de riesgos laborales cuando trabaja un conserje en una comunidad de vecinos en todo lo referente a cómo debe ser su lugar de trabajo. Este asunto viene regulado en el Real Decreto 486/1997 sobre Disposiciones Mínimas de Seguridad y Salud en los Lugares de Trabajo.

Los principales factores de riesgo en los lugares de trabajo están relacionados con las dimensiones insuficientes, las condiciones ambientales de ventilación, iluminación y temperatura inadecuadas, la falta de orden y limpieza y deficiente mantenimiento de las instalaciones generales del edificio… Estos factores generan riesgos. Se entenderá por lugares de trabajo, las áreas del edificio, en las que los conserjes deban permanecer o a las que puedan acceder en razón de su trabajo.

Espacios de trabajo y zonas peligrosas. Las dimensiones del chiscón deberán ser seguras, saludables y ergonómicamente aceptables. Sus dimensiones mínimas serán las siguientes: Altura techo-suelo: 2.5 metros; superficie libre/trabajador: 2 metros cuadrados y volumen: 10 metros cúbicos, no ocupados, por trabajador. Se tomarán medidas adecuadas para la protección del conserje, cuando este acceda a las zonas donde su seguridad pueda verse afectada por riesgos de caída, caída de objetos y contacto o exposición a elementos agresivos y se dispondrá, en la medida de lo posible, de un sistema que impida que personas no autorizadas puedan acceder a dichas zonas (calderas, cuarto de ascensores, etcétera).

Las zonas de los lugares de trabajo en las que exista riesgo de caída, caída de objetos o de contacto o exposición a elementos agresivos, deberán estar claramente señalizadas.

Suelos y aberturas. Los suelos deberán ser fijos, estables y no resbaladizos, sin irregularidades ni pendientes peligrosas.

Las aberturas o desniveles que supongan un riesgo de caída de personas se protegerán mediante barandillas o sistemas de protección equivalente. Que serán de materiales rígidos, de una altura mínima de 90 centímetros.

Puertas y portones. Las puertas transparentes deberán tener una señalización a la altura de la vista para evitar golpes violentos. Cuando sean correderas tendrán un sistema de seguridad que les impida salirse de los carriles y caer. Por último, si son de vaivén serán transparentes o parcialmente transparentes para ver la zona de acceso.

Si la puerta es eléctrica y falla el suministro de energía, tiene que abrirse de forma manual, a menos que se abra de forma automática; esto no se aplica a puertas de ascensores u otras puertas que estén colocadas para impedir caídas o el acceso a áreas con potenciales peligros. Las puertas de acceso a las escaleras no se abrirán directamente sobre sus escalones sino sobre descansos de anchura al menos iguales a la de aquéllos.

Las escaleras y vías de salida o evacuación. Las escaleras dispondrán de una anchura mínima de un metro. Los peldaños de una escalera tendrán las mismas dimensiones. Los escalones de las escaleras tendrán una huella comprendida entre 23 y 36 centímetros, y o una contrahuella entre 13 y 20 centímetros.

Las vías y salidas de evacuación deberán permanecer expeditas y desembocar lo mas directamente posible en el exterior o en una zona de seguridad. Las puertas de emergencias se abrirán hacia el exterior y no estar cerradas, para ser abiertas en caso de urgencia de forma fácil e inmediata. Las puertas de emergencia correderas o giratorias estarán prohibidas. Las puertas situadas en los recorridos de las vías de evacuación estarán señalizadas de forma adecuada y podrán abrirse en cualquier momento desde el interior sin ayuda especial.

Instalación eléctrica. Deberá ajustarse a lo dispuesto en su normativa especifica. En todo caso, dicha instalación no entrañará riesgos de incendio o explosión. Los trabajadores estarán protegidos contra riesgo de accidente por contactos directos o indirectos.

Condiciones ambientales de los lugares de trabajo. La exposición a las condiciones ambientales no debe suponer un riesgo para la seguridad y la salud de los trabajadores, ni producir incomodidad o molestia. A tal efecto, deberán evitarse las temperaturas y las humedades extremas, los cambios bruscos de temperatura, las corrientes de aire molestas, los olores desagradables, la irradiación excesiva y, en particular, la radiación solar a través de ventanas, luces o tabiques acristalados. En los locales de trabajo cerrados, la temperatura del chiscón deberá oscilar entre los 17º y 27º C y el conserje nunca debe estar expuesto de forma frecuente o continuada a corrientes de aire.

Iluminación de los lugares de trabajo. La iluminación deberá permitir a los trabajadores condiciones de visibilidad adecuadas para poder circular y desarrollar en ellos sus actividades sin riesgos.

Carlos Martínez

DIRECTOR GENERAL DEL INSTITUTO MADRILEÑO DE FORMACION
Más información sobre el Master Prevencion Riesgos Laborales

Las dos pestaas siguientes cambian el contenido a continuacin.
970x90-Guia-Linkedin LA ZONA DEL CONSERJE DEBE SER SALUDABLE Y SEGURA

Carlos Martinez

Desde 2001 es Director General del Grupo IMF Formación y colabora como asesor con distintas empresas del IBEX 35. Es autor de libros como: Marco preventivo de la prevención de riesgos laborales, Curso Básico de Prevención de Riesgos Laborales, Gestión de la Prevención de Riesgos Laborales en la empresa, Coordinación de seguridad y salud en las obras de construcción, etc.
Comentarios
  • Muy cierto, gracias por la información. Hay veces que las condiciones y el entorno en el que trabaja el conserje no se tienen en cuenta, y esto debería cambiar.

    Un saludo,

    http://www.metropolitanmadrid.com/

    13/01/2014

Deja un comentario

18 + catorce =

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…

Noticias, eventos y formación

Suscríbete ahora y recibe los mejores contenidos sobre Negocios, Prevención, Marketing, Energías Renovables, Tecnología, Logística y Recursos Humanos.

Suscribirme

Acepto recibir comunicaciones comerciales por parte del grupo IMF
He leído y acepto las condiciones

LA ZONA DEL CONSERJE DEBE SER SALUDABLE Y SEGURA

Se va a analizar qué exige la normativa vigente en materia de prevención de riesgos laborales cuando trabaja un conserje en una comunidad de vecinos en todo lo referente a cómo debe ser su lugar de trabajo. Este asunto viene regulado en el Real Decreto