Inicio » Actualidad laboral » Dime cuántas horas trabajas delante del ordenador y te diré los efectos en tu salud

Dime cuántas horas trabajas delante del ordenador y te diré los efectos en tu salud

Gran parte de la población trabajadores realizamos nuestro trabajo sentado, en la mayoría de los casos son trabajos con ordenador y a pesar de tener un diseño correcto del puesto y disponer de los medios de trabajo adecuados notamos trastornos de salud que sin llegar a lesiones pueden ser incapacitantes.

Cuando diseñamos un puesto buscamos minimizar los riesgos y aumentar la protección de la salud y seguridad.

Un diseño correcto debe permitir los cambios posturales con el fin de evitar problemas derivados del mantenimiento de posturas estáticas.

En particular se desea que el puesto esté diseñado de manera que el trabajador pueda alternas posturas de pie y sentado, siempre que la naturaleza de la tarea lo permita, si la actividad laboral impide esto conviene recordar que es preferible mantener una postura sentada ya que permanecer mucho tiempo de pie provoca dolores de espalda, inflamación de piernas, problemas de circulación y cansancio muscular.

¿Qué sucede si estamos mucho tiempo sentados?

Vamos a analizar las consecuencias de esta situación:

Trastornos musculoesqueléticos

Debido a

Posturas incorrectas como consecuencia de

  • Inclinación excesiva de la cabeza.
  • Rotación lateral de la cabeza.
  • Inclinación del tronco hacia delante.
  • Flexión excesiva de la mano respecto al antebrazo.
  • Inclinación del fémur hacia abajo.

Los síntomas de la adopción de posturas incorrectas son:

  • Calambres musculares en la zona del cuello, nuca y hombros
  • Dolores de cabeza
  • Cansancio e irritación visual
  • Endurecimiento de músculos y articulaciones por la falta de actividad
  • Dolores en articulaciones de brazos y muñecas
  • Molestias en piernas y pies
  • Dolores en la región glútea debido a la presión de esta zona al estar mucho tiempo sentado
  • Problemas en la región pélvica y como consecuencia problemas en la columna vertebral
  • Afectación de las vértebras especialmente en la zona lumbar.

Estatismo postural

  • Trastornos circulatorios, se manifiesta con hormigueos en las piernas y aparición de pequeñas venitas y en casos más graves hasta varices
  • Sobreesfuerzo muscular.

Según la Organización mundial de la salud (OMS) las dietas malsanas y la inactividad física son importantes factores de riesgo de enfermedades crónicas.

Para la OMS se definen como inactivas aquellas personas que no realizan al menos 90 minutos de actividad física a la semana.

El realizar una actividad sedentaria puede conllevar la aparición de ciertas enfermedades como:

  • Enfermedades relacionadas con el corazón algunas de las cuales pueden conducir a infartos.
  • Aumento de peso por falta de actividad desencadenando en obesidad.  La OMS define el sobrepeso y la obesidad como una acumulación anormal o excesiva de grasa que puede ser perjudicial para la salud.

Para saber si una persona está dentro de su peso normal o sufre de sobrepeso se calcula el índice de masa corporal (IMC). Este índice establece la relación entre el peso y la talla que se utiliza frecuentemente para identificar el sobrepeso y la obesidad en los adultos.

Este IMC puede calcularse dividiendo el peso de una persona en kilos por el cuadrado de su talla en metros (kg/m2). Este índice de masa corporal es aplicable únicamente a personas adultas y no deportistas.

Este resultado es a título orientativo porque no distingue por sexo ni entre personas activas y no activas. Las personas que practican deporte desarrollan su masa muscular, el cálculo de IMC no diferencia entre el peso de grasa y músculo por lo que en personas entrenadas los datos de la tabla no se consideran.

Por regla general:

  • Cuando el IMC está comprendido entre 18,5 y 24,9, la persona está normal, no padece obesidad.
  • Cuando el IMC es inferior a 18,5, se considera que la persona está demasiado delgada.
  • Según la OMS cuando el IMC es igual o superior a 25, la persona padece de sobrepeso
  • Se habla de obesidad cuando el IMC está por encima de 30.
  • Trastornos en la presión arterial, la cual suele subir en estos casos con las consecuencias que esto supone para la salud
  • Aumento de los niveles de colesterol. El colesterol es una grasa presente en el organismo que contribuye a la producción de ateromas y al endurecimiento de las paredes de las arterias produciendo estrechamiento de estas, esto da lugar al aumento de la presión en el corazón.

Suele aparecer en el organismo cuando comemos demasiadas grasas saturadas y grasas hidrogenadas.

Las primeras se encuentran presentes en los alimentos de origen animal como carne roja, huevos, queso, mantequilla, leche, etc.

Las segundas las encontramos en alimentos procesados como galletas, pasteles y bollería en general. Todas ellas son causa de enfermedades cardiovasculares y arterioesclerosis y pueden desencadenar accidentes cerebrales

  • Aumento de la retención de líquidos que conduce a hinchazón de piernas
  • En algunos casos puede desencadenarse diabetes, esta enfermedad que se produce como resultado de que el organismo produce poca cantidad de insulina.

La insulina es una hormona producida por el páncreas que se encarga de controlar los niveles de glucosa en sangre.

Una excesiva sensación de sed y aumento de la cantidad de orina son síntomas comunes de esta enfermedad.

La importancia de realizar un reconocimiento médico periódico 

Todos debemos someternos periódicamente un reconocimiento o chequeo médicos. Este es llevado a cabo por un especialista y su resultado nos informará de nuestro estado de salud.

En este caso no nos estamos refiriendo al reconocimiento médico que anualmente nos realizan en la empresa y el cual tiene como objetivo determinar si el trabajador es apto para desempeñar un determinado puesto de trabajo.

Este chequeo es una manera de poder detectar factores de riesgos para nuestra salud como los factores de riesgos cardiovasculares. Nos permite, además, un diagnóstico precoz de enfermedades que de detectarse a tiempo pueden tener solución.

En la mayoría de los casos estos chequeos de nuestro estado de salud son preventivos pues se realizan a personas que no padecen ningún tipo de enfermedad.

En otros casos estos chequeos se utilizan para diagnosticar una patología en personas que mencionan presentar ciertos síntomas.

De un tiempo a esta parte las comunidades autónomas tienen programas de detección precoz de enfermedades, como es el caso de detección precoz del cáncer de mama para mujeres que han cumplido los 50 años.

Otros de estos programas son los destinados a la prevención de enfermedades cardiovasculares.

A medida que cumplimos años se hace más necesario controlar nuestro estado de salud y por tanto estos chequeos se aconsejan especialmente a partir de los 50 años.

Ante cualquier síntoma o alteración de salud conviene acudir al especialista.

La población en general tiene a automedicarse, o a utilizar medicinas recomendadas por otra persona.

Respecto a este punto merece la pena recordar:

  • El único especialista del medicamento es el farmacéutico.
  • Solo los médicos pueden diagnosticar una enfermedad y prescribir el fármaco más conveniente para cada mal o dolencia.
  • No todas las personas somos iguales, por lo que el tratamiento farmacológico es individual y lo que a una persona le fue bien a otra le puede ir mal y agravar la situación.
  • Existen alergias medicamentosas, por ello la ingestión de fármacos debe ser controlada.
  • Los fármacos tienen efectos secundarios que pueden agravar dolencias secundarias o alterar la salud del paciente.
  • Los productos farmacéuticos deben almacenarse en las condiciones que indica el fabricante ya que de otro modo no se puede garantizar la viabilidad del producto.
  • Las especialidades farmacéuticas o fármacos tienen fecha de caducidad, por o que debe revisarse periódicamente y desechar de forma segura los caducados. LO MÁS ACONSEJADO ES NO TIRARLOS A LA BASURA, deben llevarse a las farmacias para que se destruyan sin contaminar el medio ambiente.
  • Los productos farmacéuticos siempre deben mantenerse lejos del alcance de los niños.

No podemos modificar nuestro puesto de trabajo, pero si nuestro estilo de vida de manera que si tu actividad laboral es sedentaria conviene que introduzcas en tu día a día algo de actividad física, no es necesario que vayas al gimnasio, con caminar a buen ritmo media hora diaria es suficiente, tampoco hay que olvidar la necesidad de llevar una alimentación sana.

Formación Relacionada

Las dos pestañas siguientes cambian el contenido a continuación.
Avatar
Licenciada en farmacia, Técnico superior en prevención de riesgos laborales (3 especialidades), Tutora de cursos ohsas y auditoria de sistema de gestión de la prevención, Experta en obras y Tutora curso de coordinador de seguridad y salud Formadora en PRL en IMF Business School.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡Noticias, eventos y formación!

Suscríbete ahora y recibe los mejores contenidos sobre Negocios, Prevención, Marketing, Energías Renovables, Tecnología, Logística y Recursos Humanos.

Acepto recibir comunicaciones comerciales por parte del grupo IMF
He leído y acepto las condiciones


Dime cuántas horas trabajas con el ordenador y te diré los efectos en salud

Cuando diseñamos un puesto buscamos minimizar los riesgos y aumentar la protección de la salud y seguridad. ¡Descubre más!