Inicio » Actualidad laboral » ¿ Qué accidentes que se deben investigar?

¿ Qué accidentes que se deben investigar?

Para dar respuesta a esta pregunta el master prevencion   nos remite directamente a la Ley 31/1995, que obliga al empresario a investigar los hechos que hayan producido un daño para la salud de los trabajadores a fin de detectar las causas de estos hechos, es decir han de investigarse prioritariamente los accidentes con consecuencias lesivas para los trabajadores.

Con ello tan solo se cumpliría formalmente con el texto de la Ley y no con su espíritu, por ello es necesario extender la investigación a los denominados “accidentes blancos” (aquellos que no hayan ocasionado lesiones a los trabajadores) lo que permitirá identificar situaciones de riesgo desconocidas o infravaloradas hasta ese momento e implantar medidas correctoras. Como mínimo es imprescindible investigar todos los “accidentes blancos” relevantes por la gravedad de sus posibles consecuencias o por su repetición.

Centrándonos en la propia investigación, la eficacia de la investigación de accidentes depende en gran medida de la teoría y modelo causal utilizados.

En cualquier teoría sobre accidentes conviene diferenciar:

  1. La cadena de hechos, que en una secuencia temporal conducen al accidente que provoca la lesión del trabajador.
  2. Conjunto de factores de riesgo que propiciaron cada hecho de la cadena.

En la terminología actual, derivada de las disposiciones sobre la declaración electrónica de accidentes (Orden 2926/02 de Trabajo y Asuntos Sociales) y ciertas influencias anglosajonas, cada hecho de dicha cadena se denomina desviación y cada factor de riesgo causa. Las desviaciones del sistema o proceso normal de trabajo son los hechos desencadenantes de los accidentes.

La cadena de hechos o desviaciones es siempre única y secuencial. Se produce primero una desviación (D1) luego otra (D2), así sucesivamente hasta que se produce el suceso accidente (A) y la lesión o pérdida (P).

Las causas al ser factores de riesgo pueden ser:

  1. Técnicas, es decir, circunstancias o condiciones materiales que pueden ser el origen del accidente y que también reciben el nombre de condiciones materiales o condiciones inseguras.
  2. Humanas, siendo actuaciones humanas que pueden ser origen de un accidente que se conocen como actos peligrosos o prácticas inseguras.

Cada desviación o hecho se produce por la concurrencia de varias causas, que se pueden clasificar como:

  1. Causas básicas: que definen un conjunto de causas previas que explican la posibilidad potencial o de lesión.
  2. Causas desencadenantes: que ponen en marcha el acontecimiento indeseado del accidente.

O como:

  1. Causas remotas: causas anteriores.
  2. Causas inmediatas: que tienen una relación directa con el hecho o desviación.

 

Formación Relacionada

Las dos pestañas siguientes cambian el contenido a continuación.
Licenciada en farmacia, Técnico superior en prevención de riesgos laborales (3 especialidades), Tutora de cursos ohsas y auditoria de sistema de gestión de la prevención, Experta en obras y Tutora curso de coordinador de seguridad y salud Formadora en PRL en IMF Business School.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡Noticias, eventos y formación!

Suscríbete ahora y recibe los mejores contenidos sobre Negocios, Prevención, Marketing, Energías Renovables, Tecnología, Logística y Recursos Humanos.

Acepto recibir comunicaciones comerciales por parte del grupo IMF
He leído y acepto las condiciones


¿ Qué accidentes que se deben investigar?