Amazon
InicioConciliaciónQué es el Smart Working y cómo aplicarlo en la empresa
smart-working Qué es el Smart Working y cómo aplicarlo en la empresa

Qué es el Smart Working y cómo aplicarlo en la empresa

¿Smart Working? ¿Sabes de qué va? Puede que te suene lo de “trabajo inteligente”. Ahora todo es inteligente ¿no? Las formas de trabajar en las empresas tal y como las tenemos concebidas, conviven con nuevas alternativas. Opciones que dan respuesta a las actuales necesidades de muchos empleados. No se trata de un momento de cambio, más bien de un cambio de conceptos. El trabajo vive en un permanente estado de transformación. Si estás en RRHH, debes estar al día para evolucionar con la agilidad que requiere nuestro tiempo. Una de esas alternativas con las que actualmente contamos es el Smart Working. Si aún no lo has implantado, sigue leyendo y entérate de cómo aplicarlo en tu empresa.

Puede que tu forma de entender la familia haya cambiado. Quizás tus necesidades personales y profesionales también son distintas. Si miras a tu alrededor, te darás cuenta de las diferentes maneras de trabajar que hay en las compañías. Que si equipos Agile, que si análisis de situaciones a través de Design Thinking, que si Big Data, que si employer branding…

¿Qué es Smart Working?

Lo sé, vas a decirme que nos meten otra palabreja inglesa que suena muy moderna pero que no sabes cómo encajar en tu realidad. Verás, Smart Working es mucho más que teletrabajo. De hecho ése es su punto de partida. Pero en realidad se trata dar a tus empleados todos los recursos disponibles y necesarios para que cada uno de ellos sea lo más eficiente, aportando el máximo rendimiento en cualquier lugar.

¿Te das cuenta de lo que eso significa? ¡En cualquier lugar! No sólo en casa. No sólo en la oficina. Lo interesante es que se trata de tener el acceso a todos los sistemas de información de manera ágil y cómoda. Hablamos de ofrecer flexibilidad, ¿cómo crees que los empleados lo recibirían?

Retos del Smart Working

Vale, no es nada fácil. De hecho, muchas empresas no están pudiendo aplicarlo por falta de conocimiento o recursos. Soy consciente de las dificultades que actualmente puedes encontrarte para poder ser una organización que presume de ofrecer Smart Working:

Distracciones

El hecho de que tus empleados tengan libertad para trabajar donde quieran y cómo quieran, puede parecer atractivo de entrada, pero acarrea una gran disciplina para ser eficiente en el momento que le dedican a trabajar. Las distracciones pueden ser un inconveniente a la hora de permitir fórmulas de este tipo.

Aislamiento

Poder trabajar sin necesidad de estar en la oficina con los compañeros, puede provocar cierto aislamiento porque no hay contacto con otras personas. Se puede ser eficaz, pero las relaciones se pueden ver afectadas. Hay que tener en cuenta que ganamos por un lado, pero pueden perderse otros aspectos como ese vínculo con los compañeros.

Falta de marco regulador

En España no se dispone de un marco regulador que contemple el Smart Working como forma de trabajo de forma clara y de fácil aplicación. De ahí que muchas empresas aún no se hayan atrevido a dar el paso. Tengamos en cuenta que hablando de teletrabajo, que se trataría del punto de partida del Smart Working, sólo el 27% de las empresas españolas lo permite (según últimos datos del INE), teniendo en cuenta que el teletrabajo solo abarca el poder trabajar en casa.

Pero son las organizaciones valientes, las que apuestan por estas nuevas fórmulas que saben encajar con las necesidades de sus empleados. Ten en cuenta que ganas mucho si sabes sacar provecho de las ventajas que aporta.

Ventajas del Smart Working

Movilidad / Trabajar a distancia

Poder trabajar desde cualquier parte, aporta mucha flexibilidad. Se trata de darle al trabajador las herramientas no sólo tecnológicas para poder desarrollar su trabajo, cómo y dónde quiera.

Ahorro de costes

Seguramente evitarás gastos de alquiler de despachos, oficinas o incluso de dietas para los que decidan acogerse a esta modalidad de trabajo.

Libertad de horarios / Conciliación

Permitir que la persona diseñe sus horarios permite conciliar de manera óptima su vida profesional con la personal. Este apunte es muy valorado por los empleados. Según el Employer Brand Research de 2017 de Randstad, el 55% de los empleados buscan el equilibrio en su vida personal y profesional.

Tecnología

Disponer de las herramientas tecnológicas adecuadas permite estar en disposición de ofrecer a los empleados, todos los recursos que permitan disponer de los sistemas de información de la compañía. Provee de internet, teleconferencias, grupos de whatsapp o de los recursos que dispongáis en la organización.

Equipos multidisciplinares / Multiculturales

En un entorno en el que las personas trabajan con diferentes culturas y equipos se genera una apertura de ideas y de formas de trabajo.

De todas maneras ten en cuenta que si quieres ser de los que apuestan por el Smart Working, hay reglas sin las que vas a tener éxito.

Ten en cuenta las 3 C’s

Confianza

No sólo se trata de ofrecer a tus empleados las herramientas tecnológicas. Lo importante aquí es la confianza. Has de establecer con ellos un grado de confianza elevado, hasta tal punto de que no te importe las horas que dedican. Basta con que su rendimiento muestre haber cumplido con los objetivos.

Compromiso

Los trabajadores deben mostrar un elevado compromiso para responder a los objetivos. Hay que tener una gran autogestión para ser eficientes en un entorno no tradicional. Se trata de motivarse con el objetivo, teniendo en cuenta que hay que regular el propio tiempo y la dedicación. Pero el hecho de poder valorar su trabajo, hace que gane en eficiencia porque permites medir sus propios logros.

Comunicación

Para que los empleados sean eficientes, lo más importante es que conozcan perfectamente cuáles son los objetivos a conseguir. Hay que tener una comunicación constante con ellos para actualizar la información, conocer el rumbo y las necesidades. Ellos aportan en función de lo que conocen. Dales todo lo que necesiten y su talento aportará lo que haga falta para llegar al objetivo. Esto también ayudará a evitar el aislamiento y a que adquieran el compromiso necesario.

Cuando el 90,8% de los empleados encuestados por parte de Adecco en 2015 y publicados en su Informe Global anual, confirmaron que querrían poder trabajar fuera de la oficina, estamos ante la evidencia de que sería una propuesta muy bien aceptada.

El presentismo está dejando de ser la única opción. Dejemos de calentar sillas. Como aquél anuncio nos decía… el Smart Working te da alas! Ahora sólo queda que decidas cómo utilizarlas.

Las dos pestañas siguientes cambian el contenido a continuación.
maribel-garcia Qué es el Smart Working y cómo aplicarlo en la empresa
Especialista en Employer Branding y asesora de Gestión del Talento en las empresas. Apasionada de la comunicación, las personas y cómo potenciar sus habilidades. Su objetivo es conectar a las personas en su entorno de trabajo.

Formación recomendada:

Máster en Dirección y Gestión de RRHH

Centro de formación: IMF
Lugar: Online, Semipresencial
Comentarios
  • Avatar

    Fantástico post. Aclara muy bien el concepto. Sencillo, practico y fácil de entender

    4 de marzo de 2019

Deja un comentario

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (3 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…

Noticias, eventos y formación

Suscríbete ahora y recibe los mejores contenidos sobre Negocios, Prevención, Marketing, Energías Renovables, Tecnología, Logística y Recursos Humanos.

Suscribirme

Acepto recibir comunicaciones comerciales por parte del grupo IMF
He leído y acepto las condiciones

Qué es el Smart Working y cómo aplicarlo en la empresa

El trabajo se transforma. Hay nuevas formas de trabajar que dan respuesta a nuevas necesidades. Descubre qué es el Smart Working y cómo aplicarlo.