Amazon
InicioMarketingEstrategias de desarrollo de productos
Estrategias de desarrollo de productos

Estrategias de desarrollo de productos

Para comprender las estrategias de desarrollo de productos, hemos de trasladarnos a 1957, cuando Ansoff desarrolló su famosa matriz producto/mercado. Dicha matriz supuso un auténtico descubrimiento para muchas empresas, que comenzaron a poner en marcha estrategias para aumentar las ventas sin que necesariamente fuese a costa de reducir la cuota de mercado a costa de sus competidores.

El origen: la matriz de Ansoff

De esta manera, Ansoff señaló que la actuación en un mercado tradicional podía realizarse a través de la penetración en el mismo, a través de productos tradicionales o ya existentes, pero también a través del desarrollo de nuevos productos. Al hablar de nuevos productos, no nos referimos necesariamente a crear un nuevo producto desde “0”, sino que puede tratarse de mejoras de productos ya existentes en el mercado. Por ejemplo, en el ámbito de la alimentación, un batido al que se le añaden más ingredientes, etc.

Tipos de estrategias de desarrollo de productos

En base a lo comentado, existen diferentes estrategias de desarrollo de productos que mencionamos a continuación:

El cambio o la adaptación de productos ya existentes, a los que se dota de nuevas características

Esto se puede llevar a cabo ofreciendo al mercado nuevas funcionalidades del producto, o realizando cambios en orden a conseguir una mayor fiabilidad o seguridad en el uso.

La creación de nuevos modelos, también llamada extensión de línea

Esta estrategia se basa en introducir en el mercado nuevos tamaños o versiones diferentes de productos ya existentes.

En este aspecto, también es posible añadir nuevas modalidades de packaging para ofrecer el producto con una presentación más atractiva.

La renovación de la línea adaptándola a los deseos y necesidades del consumidor

Se trata de investigar, por ejemplo, desde el punto de vista social, cuáles son los parámetros que influyen en el consumidor, a la hora de realizar la acción de compra. De este modo, si lo que se pretende conseguir es un producto más responsable con el medio ambiente, habrá que reformular el proceso de producción de cara a conseguir un producto final más ecológico.

La creación de nuevos productos basándose en la innovación

La puesta a disposición del consumidor de productos que aporten un valor diferencial frente a la competencia, es posible gracias a la innovación en la cadena de valor. Los productos innovadores permiten salir de una estrategia de océano rojo, y adentrarse en una estrategia de océano azul, donde la guerra con la competencia quede apartada gracias a la mencionada aportación de valor y la diferenciación.

La puesta en marcha de un modelo estratificado por niveles de calidad, dirigido a segmentos diferenciados

Para ello, será necesario poner en marcha un programa de control de calidad.

La absorción de un competidor, de manera que pueda ser completada una línea de productos

Lo más habitual para este caso es la compra del competidor, por parte de la empresa interesada, aunque también pueden ponerse en marcha otro tipo de estrategias como la creación de una entidad participada por dos competidores, que asumen el riesgo a partes iguales.

Ejemplos de estrategias de desarrollo de producto

Una vez señaladas estas 6 estrategias, señalaremos algunos ejemplos de cada una de ellas.

Por lo que se refiere a las estrategias de desarrollo de productos basadas en añadir nuevas funcionalidades a productos ya existentes, puede señalarse un caso habitual en el sector de la alimentación. Por ejemplo, un batido energético al que se añade un 30% más de fruta natural.

En lo que respecta a la creación de nuevos modelos, es posible ensanchar una línea de aspiradores clásicos basados en tomas de energía por cable, con nuevos modelos de aspiradores con batería autónoma que funcionen sin estar enchufados a la red.

Un ejemplo de renovación de línea, basada en los nuevos requerimientos del consumidor, puede ser la transformación de los productos por otros más responsables con el medio ambiente y la comunidad. Un exponente de los señalado puede ser la fabricación de maquillajes sin parabenos, ni aceites minerales, etc.

La estrategia de desarrollo de productos basada en la innovación, posee múltiples ejemplos en el campo de la industria. La fabricación de coches con tecnología híbrida, ha supuesto un valor decisivo para algunos mercados, que desean adquirir este tipo de vehículos frente a los tradicionales diesel.

Por último, un ejemplo de absorción de un competidor, puede ser la compra de Whatsapp por parte de Facebook. La red social aspira a monetizar esta inversión, haciendo de whasapp un producto complementario del propio Facebook y de Instagram.

Como ves, son muchas las posibilidades de desarrollo de productos que pueden establecerse. Si te ha parecido interesantes este tema no dejes de preguntar por el Master en Marketing y Dirección de Ventas de IMF Business School. Estamos para ayudarte.

Las dos pestañas siguientes cambian el contenido a continuación.
Ángel Moreno

Ángel Moreno

Director del Master en Marketing Digital de IMF Business School. PHD por la Universidad Complutense de Madrid, MBA-E por ICADE.
Ángel Moreno

Últimos posts de Ángel Moreno (ver todo)

Sin comentarios

Deja un comentario

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (2 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…

Noticias, eventos y formación

Suscríbete ahora y recibe los mejores contenidos sobre Negocios, Prevención, Marketing, Energías Renovables, Tecnología, Logística y Recursos Humanos.

Suscribirme

Acepto recibir comunicaciones comerciales por parte del grupo IMF
He leído y acepto las condiciones

Estrategias de desarrollo de productos

Empresas llevan a cabo estrategias de desarrollo de productos para aumentar las ventas sin reducir la cuota de mercado a costa de sus competidores.