Inicio » Capital Humano » Colaboración social en la empresa

Colaboración social en la empresa

Colaboración social en la empresa

La primera vez que oí hablar de Colaboración Social en las empresas fue por el año 2011, 5 años hace ya de eso…. No os voy a engañar, empecé a investigar sobre las nuevas herramientas de colaboración social por necesidad. La empresa en la que trabajo, puso en marcha un proyecto muy ambicioso, innovador y que nos llevaba a implantar no sólo una nueva forma de trabajar, sino que suponía un gran cambio cultural.

De la mano de grandes profesionales como Eva Collado (@evacolladoduran), Andrés Ortega (@ander73) y Mireia Ranera (@mranera), fui adentrándome en el mundo de la Cooperación, Colaboración, Comunicación, Co-creación…. En definitiva, de la Gestión del conocimiento y el trabajo colaborativo. Y es que, transferir el conocimiento desde el lugar donde se genera hasta el lugar donde se va o se puede emplear, implica desarrollar competencias y formas de actuar diferentes.

En un mundo global como el que vivimos, es muy posible que algún compañero que trabaja en un país diferente al tuyo ( o en otra ciudad de tu mismo país), haya trabajado en un proyecto muy similar al que tú vas a tener que acometer. ¿Y por qué nos empeñamos en reinventar la rueda una y otra vez, si alguien de nuestro entorno ya lo ha hecho antes y además está más que dispuesto a colaborar con nosotros??? Sólo hay que encontrar el medio adecuado para encontrar a esas personas que tienen el conocimiento en la organización de aquello que necesitamos.

¿Sabéis que se necesita de media 61 emails para tomar una sola decisión? Si lo piensas fríamente, es de locos ¿verdad? Pasamos el 20% de nuestro tiempo gestionando el email cuando tan sólo un 15% aproximadamente nos aportan valor. El email lo utilizamos para todo…. Incluso para lo que no está pensado .

Si las Redes Sociales están cambiando la forma de comunicarnos, las Herramientas colaborativas como la Mensajería Instantánea, los Repositorios de Información, los Blogs y las Redes Sociales Corporativas están cambiando nuestra forma de trabajar. Las antiguas intranets, donde la comunicación era unidireccional, ya han dado paso a las RRSS Corporativas, donde los empleados se comunican entre sí y comparten el conocimiento.

  • ¿Por qué fuera de la empresa nos comunicamos por Twitter, Linkedin, Facebook, Instagram etc, y, dentro de la empresa seguimos empeñados en comunicarnos via email?
  • ¿Creéis que a través de la Intranet en posible obtener feedback?
  • Dentro de las organizaciones ¿compartimos el conocimiento?
  • ¿Somos capaces de encontrar Talento escondido?
  • ¿Y de hacer que surjan Lideres naturales?
  • ¿Informamos o colaboramos?
  • ¿Comunicamos o conversamos?
  • Y los nativos digitales, ¿estarán dispuestos a dejar de comunicarse a través de una red Social porque en la empresa donde empiecen a trabajar sólo cuenten con el email?

Todas estas preguntas y sus respuestas son las que nos llevan hacia el maravilloso mundo de la colaboración en las organizaciones, porque el objetivo es que juntos sumemos y logremos mucho más.

En cualquier caso, como todo proyecto de cambio cultural, el camino no es fácil, pero sí apasionante. Mi experiencia en estos 5 años no ha podido ser más gratificante y estas son algunas de las ventajas que se han derivado del uso de estas herramientas colaborativas:

  • Mayor información
  • Incremento de la colaboración
  • Sentimiento de equipo
  • Orgullo de pertenencia
  • Aumento de la productividad
  • Gestión del conocimiento
  • Gestión del talento
  • Aumento de la motivación

Si a esto sumamos que las herramientas colaborativas pueden ayudarnos a allanar el camino hacia la conciliación ya que, en muchos casos nos facilitan el acceso al teletrabajo, ya no hay duda. La mejora es sustancial.

Además, en todo cambio cultural, es necesaria la formación y la concienciación previa a la implantación. Y no sólo la formación técnica en el uso de las herramientas, sino también la formación a los managers y lideres de la organización sobre nuevas formas de gestionar y manejar los equipos muchos de ellos multidisciplinares y, también en algunos casos, ubicados en ciudades o países diferentes.

Aprender a liderar en este nuevo entorno de trabajo, es fundamental . ¡Todo un reto!.

Dia a día trabajo en este ambiente colaborativo, y doy fe de lo gratificante que es encontrarte en el camino compañeros que me aportan mucho en lo profesional y en lo personal y a los que no tendría acceso ( o me resultaría muy difícil tenerlo) sin esta nueva forma de trabajar.

 

Eva Ulibarri Sastre, experta en Recursos Humanos

Eva Ulibarri Sastre @ulibarrieva 

Trabajando por la colaboración.RRHH 2.0. Responsable Selección y Adquisición Talento RRHH Atos Iberia. RRSS Corporativas.

 

Desde IMF Business School a través de nuestros Másteres del Área de Recursos Humanos te ofrecemos la posibilidad de formarte para desarrollar e implementar una buena estrategia y una buena planificación de un Departamento de Recursos Humanos.

 

 

Formación Relacionada

Las dos pestañas siguientes cambian el contenido a continuación.
Equipo de colaboradores compuesto por el equipo de tutores, profesores y colaboradores con amplia experiencia en gestión de Recursos Humanos en el ámbito empresarial. Los títulos de máster y experto universitario de nuestra entidad educativa cuentan con los avales de la Universidad Camilo José Cela, de AEDIPE y de la ANECA. Con nosotros puedes especializarte en Dirección y Gestión de Recursos Humanos y en Gestión del Talento. Así como combinar esta especialización con un MBA. Nustros cursos se realizan de forma <a href="https://www.imf-formacion.com/formacion-presencial"presencial, online o semipresencial.

One Response

  • Como trabajador de la empresa de Eva he experimentado los cambios que se han venido haciendo para abandonar el uso del correo electrónico sustituyéndolo por una red social corporativa propiedad de la empresa.

    Este artículo, de la compañera, es puramente propagandístico y yerra, como está haciendo nuestra empresa, en entender cuales son las diferencias entre las distintas herramientas disponibles para la comunicación entre los empleados, sus puntos fuertes y sus puntos débiles. Este artículo contribuye a la crear de la nada un enfrentamiento entre el uso del correo electrónico con el uso de otras herramientas. Cuando tal enfrentamiento no existe siendo cada herramienta la más útil en su ámbito específico.

    El correo electrónico es una tecnología que lleva con nosotros más de dos décadas y que sigue siendo tan importante porque es el medio más eficaz de comunicación cuando esta no se necesita que sea síncrona. Si se necesita que la comunicación sea síncrona se pueden utilizar otros medios como mensajería instantánea, chat, teléfono, etc.

    En empresas de hoy en día, de cierta envergadura, es absolutamente necesario que cuenten con más herramientas de comunicación interna que sólo el correo electrónico. Empresas como la nuestra necesitan de servicios de mensajería instantánea, chats, herramientas colaborativas de edición de documentos, wiki’s, herramientas de gestión documental, etc… La decisión de llamar a un conjunto de estas herramientas “Red Social” es un invento para vender mejor un producto propio, adquirido hace unos años por nuestra empresa.

    En nuestra empresa los empleados se suscriben a espacios, dentro de esta llamada red social, y allí reciben información. Nada muy diferente a lo que ocurría hace 15 años en Lotus Notes o en los foros de toda la vida. Se añade un botón de “Me gusta” que, en entornos laborales, es rídiculo y también sobra la posibilidad de puntuar publicaciones.

    Voy a pasar a contestar una a una las preguntas que plantea Eva:
    – ¿Por qué fuera de la empresa nos comunicamos por Twitter, Linkedin, Facebook, Instagram etc, y, dentro de la empresa seguimos empeñados en comunicarnos via email?
    No hay ningún empeño, para ciertas cosas usamos el teléfono, para otras la mensajería instantánea y para otras nos levantamos y vamos a hablar con quien tengamos que hablar. No hay ninguna guerra abierta entre el correo electrónico y las otras herramientas. Cada una tiene su utilidad.

    – ¿Creéis que a través de la Intranet en posible obtener feedback?
    Sí mientras las herramientas las permitan. Lamentablemente en nuestra empresa se permite que en sus comunicados en la “Red Social” se impidan los comentarios lo que hace que la empresa se autolimite en ese supuesto “feedback” que ahora Eva vende como tan beneficioso.

    – Dentro de las organizaciones ¿compartimos el conocimiento?
    Me remito a la respuesta anterior. Pero para ampliar buenas herramientas de compartir conocimiento son los repositorios documentales, los foros, o los wiki’s.

    – ¿Somos capaces de encontrar Talento escondido?
    Sí con una buena herramienta de intranet que, de nuevo, no tiene nada que ver con una “Red Social”. En concreto en la empresa de Eva no se usa la red social sino otra herramienta orientada exclusivamente a ello y cuya filosofía se adapta mucho mejor a dicho cometido. Pero ahora no es el producto estrella que se está intentando vender.

    – ¿Y de hacer que surjan Lideres naturales?
    Pues con la política de la empresa de Eva de cero subidas salariales los líderes naturales me temo que huyen a otras empresas con más visión de futuro. Pero de nuevo, la implementación de una “Red Social” dentro de la empresa no tiene nada que ver con este punto. Los Twitter Star’s no son líderes naturales, muchas de las cuentas con más followers reales no son, necesariamente, líderes naturales en el mundo real. De nuevo se confunde la utilidad de para qué sirve una red social.

    – ¿Informamos o colaboramos?
    Pues me remito a la respuesta anterior en la que criticaba que se defienda esta postura cuando el propio departamento de Eva veta los comentarios ne las noticias (por cierto, que espero que este comentario aparezca en IMF, no sería serio lo contrario).

    – ¿Comunicamos o conversamos?
    La reiteración siempre tiene la misma respuesta.

    – Y los nativos digitales, ¿estarán dispuestos a dejar de comunicarse a través de una red Social porque en la empresa donde empiecen a trabajar sólo cuenten con el email?
    Pues claro que no, y los que no son nativos digitales tampoco. Si necesitamos algo rápido usamos el teléfono, mensajería instantánea, o la herramienta que haga falta. Se usa la herramienta más adecuada a cada momento. No hay un interés en usar sólo el correo electrónico. Nunca lo ha habido y nunca lo habrá, pero desde hace varios años nuestra empresa tiene un interés, bastante equivocado, en denostar el uso del correo electrónico para poder vender su nuevo producto de red social corporativa.

    Ahora, después de varios años sufriendo una presión constante por parte de mi empresa para abandonar el correo electrónico (cosa que ni la misma empresa está dispuesta a hacer puesto que sigue ofreciendo el servicio y lo usa con asiduidad para sus comunicaciones con la plantilla) a favor de la nueva red social creo que estoy en buena situación para rebatir una a una las supuestas ventajas que atribuye Eva:
    – Mayor información
    Esto es un error de base. El problema de internet hoy en día no es que falte información. Al contrario, sobra información. Google se ha convertido en la corporación de mayor éxito justamente por crear herramientas que eran capaces de filtrar la información y encontrar la información verdaderamente útil. Mayor información no es una ventaja, es siempre un inconveniente. Y en el caso concreto que nos ocupa, yo recibo muchas más notificaciones espúreas en la red social que correos electrónicos inútiles en mi bandeja de entrada.

    – Incremento de la colaboración
    Puede ser, yo no lo he vivido con la red social. Si que lo he vivido con la mensajería instantánea que ha implantado la empresa pero no con la red social.

    – Sentimiento de equipo
    Habría que ver que entiende Eva por equipo. Recursos Humanos en mi empresa se ha encerrado en un ala de acceso restringido y ya los empleados no podemos plantear nuestros problemas directamente sino que tenemos que pasar por una oficina intermedia. Quizás el equipo de Recursos Humanos se sienta más unido, pero desde luego no con el resto de la empresa. En cualquier caso, yo no me siento más unido con el uso de la red social.

    – Orgullo de pertenencia
    Me remito a mi anterior respuesta. Más que nada porque es lo mismo pero con otras palabras.

    – Aumento de la productividad
    Lo dudo, a mi la red social me aporta más bien poco y sigo usando otras herramientas que si incrementan la productividad como son el teléfono, la mensajería instantánea, las plataformas de educación online, los foros, el correo electrónico y la herramienta de currículos.

    – Gestión del conocimiento
    Llegados a este punto yo creo que la compañera Eva sólo está sacando razones de una chistera ya que en su misma empresa no se usa la red social, lógicamente, como repositorio de conocimiento sino un sharepoint. Mucho más adecuado para ello.

    – Gestión del talento
    De nuevo, en su propia empresa se usa otra herramienta orientada exclusivamente a la gestión del talento y que cumple mucho mejor con este cometido que esta navaja suiza que está empeñada en vendernos Eva.

    – Aumento de la motivación
    Otra razón sacada de la chistera sin relación alguna con las redes sociales que, en todo caso, apuntaría a un descenso en la productividad.

    – Facilita el acceso al teletrabajo
    No, facilitar el acceso al teletrabajo lo hace un portátil y un departamento de sistemas competente con una VPN segura. Ah, y desde luego voluntad por parte de la dirección de facilitar el teletrabajo. No una red social.

    Por último, la compañera Eva empezaba el artículo lamentándose de que se necesitara una media de 61 correos electrónicos para tomar una decisión (me gustaría saber de qué estudio saca esa cifra pero no aporta enlace) y tiene razón al lamentarse. Si después de 2 décadas de uso mucha gente aún no ha aprendido a usar el correo electrónico correctamente me pregunto cuántas décadas se necesitarán para aprender a usar una red social corporativa correctamente. Mi experiencia hasta ahora es que como mínimo lo mismo. Sigo recibiendo notificaciones a través de la red social absolutamente inútiles de gente al otro lado del planeta lanzando sus inquietudes al viento. Es por ello que recibo muchas menos en el correo electrónico, la “gente de aprendizaje lento” llevan años aprendiendo.

    En conclusión, todo el artículo es pura propaganda para allanar el camino a la introducción de un nuevo producto: “la red social corporativa”. Un producto de marketing que no resuelve ningún problema empresarial ni mejora la comunicación interna de ninguna corporación y que para venderlo se necesitan inventar razones sin fundamento. La experiencia indica justamente lo contrario.

    Es una pena que no pueda firmar con mi nombre, pero lamentablemente temo que se usaría en mi contra.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡Noticias, eventos y formación!

Suscríbete ahora y recibe los mejores contenidos sobre Negocios, Prevención, Marketing, Energías Renovables, Tecnología, Logística y Recursos Humanos.

Acepto recibir comunicaciones comerciales por parte del grupo IMF
He leído y acepto las condiciones


Colaboración social en la empresa