Inicio » Destacado » 7 claves para triunfar como ejecutivo de ventas

7 claves para triunfar como ejecutivo de ventas

Es posible que alguna vez te hayas preguntado qué necesita un buen ejecutivo de ventas. Contar con una buena formación académica, por ejemplo, un master en dirección de ventas, siempre es un plus, pero más allá de la formación imprescindible en un puesto clave para cualquier empresa se necesita una serie de características. Y eso es lo que vamos a desvelar a continuación, las habilidades para triunfar en el sector en un mundo cada vez más competitivo.

¿Qué hace un ejecutivo de ventas?

La función principal de estos profesionales es la de gestionar las ventas con los clientes. Y aquí abrimos un auténtico cajón de sastre en el que cabe de todo: se encargan de representar a la empresa ante el cliente, son su punto de unión; ofrecen consejos y nuevos productos, negocian contratos, se encargan de preparar visitas profesionales…

Todo ello ajustándose siempre a las indicaciones y a las estrategias de la empresa. Muchas veces también participan en su diseño.

Claves para ser un buen ejecutivo de ventas

Más allá de la formación, si quieres triunfar en este sector necesitarás una serie de técnicas y habilidades personales que no todo el mundo tiene.

Si cumples con estas habilidades y dominas las técnicas de venta, enhorabuena; si tienes problemas con ellas, no te resultará fácil cumplir con los objetivos marcados. Ser capaz de trabajar bajo presión es importante, pero no es lo único esencial.

Tener buenas dotes comunicativas

No solo tienes que presentar un producto o un servicio a tus clientes, sino que debes mostrar tus ofertas clara y objetivamente. El cliente debe entender lo que le explicas, y mientras lo haces le debes transmitir confianza. Más allá del tono de voz que utilices, aspectos como el lenguaje corporal te ayudarán a reforzar un buen discurso o una buena presentación. Esto también te ayudará a responder a sus preguntas y lidiar con el rechazo.

Tener una ética de trabajo

Dentro de tus presentaciones, mentir al cliente está prohibido. Si lo haces, dañarás tu reputación, la de la empresa a la que representas y la del producto que estás vendiendo. La mejor forma de reforzar tu relación con los clientes, reales y potenciales, es ser honesto y decir siempre la verdad. De este modo, lograrás mantener un vínculo a largo plazo y reforzar tu cartera de clientes, lo que nos lleva al siguiente punto.

Crea una base de datos de clientes

El cliente es el jefe, y deberíamos saberlo todo sobre ellos. Por eso, es importante crear una base de datos donde incluyamos todo lo relacionado con cada cliente: contacto, a qué se dedica, dónde opera, ventas… Además, puedes anotar si lo que ofreces le interesa, si te hace solicitudes especiales o qué problemas tiene. De este modo, te resultará más fácil construir esa relación y ofrecerle las respuestas que necesita.

Tener un plan de trabajo

No podemos abordar a los clientes en frío, hay que cocinar esa relación vendedor-cliente a fuego lento. Para ello, lo mejor es diseñar un plan de trabajo que incluya la aproximación a los potenciales clientes y el proceso de negociación… y aplicarlo. El saludo, el tono de voz o el tipo de presentación que harás puede marcar la diferencia entre conseguir o perder un cliente. También debes tener claro dónde encontrar clientes e ir a por ellos. El networking siempre ayuda.

Capacidad de adaptación a los cambios

Vivimos en un mundo cambiante, y las ventas también cambian. Por eso, es imprescindible tener la capacidad de adaptarnos a las nuevas tendencias de ventas y a las novedades tecnológicas. Hay que ser capaces de leer informes, saber utilizar el big data en ventas y estar a la última ante todos los cambios que se producen. Adaptarse a ello será imprescindible para triunfar.

Hacer un seguimiento posventa

La venta de un producto o servicio no es el final de tu relación con el cliente. Deberías conocer la experiencia del usuario tras la compra y ofrecerle el soporte necesario en caso de tener problemas o dudas técnicas. Estos posibles inconvenientes que surjan tendrías que añadirlos en tu base de datos.

Estar bien formados

Finalmente, hay que hablar de la formación. Un MBA siempre es un plus a la hora de reforzar la capacidad analítica del vendedor, nos ayudará a estar actualizados. Ten en cuenta que la formación debe ser continua, no basta con formarnos una vez y olvidarnos a partir de entonces. Combinar trabajo y estudio no siempre es fácil, pero es la mejor forma de no quedarnos atrás.

Ya lo sabes, si quieres ser un buen ejecutivo de ventas deberías poner en práctica estas habilidades y esforzarte en hacer un seguimiento completo de los clientes. Si te interesa, siempre puedes estudiar un Master en Marketing y Ventas para reforzar tu currículum y estar a la última en el mundo de las técnicas de ventas. Solo así crecerás y marcarás la diferencia en un mundo tan competitivo.

Formación Relacionada

Las dos pestañas siguientes cambian el contenido a continuación.
Equipo de colaboradores del Blog de Marketing, compuesto por el equipo de tutores, profesores y expertos en Marketing, Comunicación y Ventas de IMF Business School. Los títulos de máster y experto universitario de nuestra entidad educativa cuentan con los avales de la Asociación de Marketing de España, del Instituto Tecnológico Hotelero y de la ANECA. Con nosotros puedes especializarte en Marketing y Comunicación Digital, Comercio Internacional, Gestión Comercial y Marketing, Marketing Turístico o Marketing Farmacéutico, de forma presencial, online o semipresencial.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡Noticias, eventos y formación!

Suscríbete ahora y recibe los mejores contenidos sobre Negocios, Prevención, Marketing, Energías Renovables, Tecnología, Logística y Recursos Humanos.

Acepto recibir comunicaciones comerciales por parte del grupo IMF
He leído y acepto las condiciones


7 claves para triunfar como ejecutivo de ventas

Es posible que alguna vez te hayas preguntado qué necesita un buen ejecutivo de ventas. ¡7 claves para triunfar!