Inicio » Gestión del talento » Consejos para mantener la productividad del teletrabajo igual que en la oficina

Consejos para mantener la productividad del teletrabajo igual que en la oficina

Este mes ya estamos todos prácticamente inmersos en la “nueva normalidad”. Y eso desde Recursos Humanos, se traduce en adaptarnos a las nuevas formas de productividad. El trabajo ya no solo es factible desde la oficina, sino que el teletrabajo impuesto hace unos meses, demostró que podemos encontrar un híbrido. Una fórmula que sirva para ambas partes.

Teletrabajo, ¿productividad?

Un informe de Caixabank desvela que el teletrabajo, entendido en la era post Covid-19, puede llegar a aumentar la productividad de las organizaciones en España entre un 1,4% y un 6,2%. Dato positivo teniendo en cuenta las dudas que algunas empresas aún tienen. Antes de 2020, tan solo un 4,9% de los empleados teletrabajaban y podrían llegar a hacerlo por sus funciones, hasta un tercio de todos los trabajadores en activo.

Hay quien ha tenido algunas dificultades para poder adaptarse al teletrabajo. Hay quien ha deseado que todo esto pasase para volver cuanto antes a la oficina. Hay quien lleva con el teletrabajo desde antes que llegara el Covid-19. Y hay quien tiene problemas para igualar su productividad en ambos lugares.

En la oficina tenemos unos hábitos, un entorno y una predisposición por ser el lugar al que nos desplazamos para trabajar. En casa, se complica un poco cuando debemos hacer ambas cosas. Es importante entender qué significa teletrabajar, porque lo que ha pasado estos meses, no ha sido teletrabajar. La productividad ha sido puesta en tela de juicio, pero por exceso y por déficit.

La productividad no es nada más que la capacidad de producir algo. En el ámbito profesional, las organizaciones se desviven para conseguir que sus empleados sean más y más productivos. Independientemente de dónde se encuentren, en la oficina o en casa.

¿Cómo no perder productividad en casa?

El teletrabajo va de trabajar en casa. Y eso significa que tenemos que encontrar lo que en casa disfrutamos, para poder ser igualmente productivos en nuestro trabajo.

Espacio para trabajar

Si vamos a la oficina y tenemos nuestro espacio para trabajar, en casa hemos de tener un rincón para trabajar. De esta manera hacemos que nuestra mente esté preparada para lo que debe hacer. Nuestra productividad está asociada a nuestro bienestar, así que cuanto mejor trabajemos, mejor rendimiento. Encuentra el espacio que te permite fluir, donde no tengas interrupciones y puedas concentrarte en el trabajo.

Horario establecido

Esto significa que nos marcamos un inicio y un fin. El teletrabajo puede hacer que nos distraigamos con cosas que solo están en casa. Los niños, poner la tele para ver qué pasa en el mundo, conectarnos a las redes sociales, contestar mensajes de wtsp, hacernos un café mientras hacemos una llamada personal, etc. Es importante marcarnos un horario con sus descansos, precisamente para poder hacer todo eso que no debemos si estamos trabajando.

Los acuerdos de horarios, también nos ayudarán con la productividad cuando entendamos que hay una jornada laboral donde mirar mails y contestar llamadas, por ejemplo. El teletrabajo no es sinónimo de “como trabajo en casa, me puedes llamar a cualquier hora”. Con los horarios marcados y en esa franja, ambas partes saben que, uno está sentado en su “oficina” y el otro puede contactar con el trabajador.

Conciliar, pero con flexibilidad

Poder estar en casa, nos evita tener que desplazarnos a la oficina y perder tiempo. Nos ayuda a estar por la familia si es necesario, montando horarios que nos ayuden en ambas áreas. Pero hay que tener en cuenta que el teletrabajo no puede significar que ese ágil cambio de roles, nos incremente las interrupciones.

Que haya niños en casa o que tengamos que estar pendiente de la lavadora y de la cazuela, no implica que nuestra productividad por el teletrabajo se vea reducida. Por eso y más que nunca, hay que saber conciliar para que el rol familiar no se coma al rol profesional.

Misma facilidad en desarrollar las funciones

No podemos pedir que la productividad sea igual que en la oficina, si la persona no puede llevar a cabo las funciones con la misma facilidad. Se trata de que el empleado tenga todas las herramientas y recursos necesarios para desempeñar su trabajo.

Buena conexión, portátil, plataformas colaborativas donde comunicarse con el equipo y compartir los proyectos. Si no importa si nuestro trabajo lo hacemos en la oficina o en casa, no tiene por qué disminuir nuestra productividad.

Poder escoger

El teletrabajo afecta de manera diferente a cada persona, porque una de las cuestiones claves es si lo hacemos de forma consensuada. Obligar a alguien a trabajar en casa, puede hacer que su productividad baje. Como he comentado antes, nuestro rendimiento está asociado a nuestro bienestar, y si no hacemos algo a gusto, no saldrá bien y nos costará bastante más.

Es evidente que, si podemos medir nuestra productividad, seremos conscientes de si hemos encontrado el equilibrio. Existe la tecnología adecuada, tenemos entornos que lo facilitan, nos podemos comunicar desde cualquier rincón del mundo prácticamente, así que no es una cuestión técnica. El primer paso está en la cultura de la empresa, y ahí debemos darnos cuenta de si la productividad está asociada a nuestro presencialismo o no. No ver, no significa que pase algo malo. Si confiamos en los equipos, si tienen lo necesario y están motivados, encontraremos productividad, en la oficina y con el teletrabajo.

Formación Relacionada

Las dos pestañas siguientes cambian el contenido a continuación.
Maribel García
Especialista en Employer Branding y asesora de Gestión del Talento en las empresas. Apasionada de la comunicación, las personas y cómo potenciar sus habilidades. Su objetivo es conectar a las personas en su entorno de trabajo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡Noticias, eventos y formación!

Suscríbete ahora y recibe los mejores contenidos sobre Negocios, Prevención, Marketing, Energías Renovables, Tecnología, Logística y Recursos Humanos.

Acepto recibir comunicaciones comerciales por parte del grupo IMF
He leído y acepto las condiciones


Consejos para mantener la productividad del teletrabajo igual que en la oficina