Amazon
InicioBúsqueda de empleoCómo saber si he pasado una entrevista de trabajo
como-saber-pasado-entrevista Cómo saber si he pasado una entrevista de trabajo

Cómo saber si he pasado una entrevista de trabajo

Mucho hablamos de los preparativos, de los nervios, de los momentos previos a la entrevista de trabajo. Pero cuando salimos de ella, ¿qué pasa? Empieza la espera, otro tipo de nervios y queremos saber si hemos pasado o no a la siguiente fase. Recursos Humanos tiene la llave para poder darle una vuelta a todo el proceso tal y como hasta ahora, lo conocemos.

Ninguno de los siguientes factores es totalmente determinante, pero sí que pueden ser una orientación para darnos pistas sobre el hecho de haber pasado o no la entrevista. Si las sensaciones son buenas, es buen indicativo, pero ten en cuenta que aquí hay dos partes y debemos analizar bien todos los factores. Hay más personas en el proceso y solo has visto tu propia entrevista.

Sensaciones positivas en una entrevista de trabajo

Una de las cosas que puede darte señales interesantes es la conexión con la persona. Si ves que ha habido feeling y te habla de tu posible incorporación, o de disponibilidad para incorporarte o tienes la sensación cómoda de estar con alguien con quien te entiendes, hay más posibilidades de continuar en el proceso. Eso es síntoma de que puede ser que encajes con la cultura de la organización.

El hecho de que el entrevistador reafirme positivamente tus respuestas puede dar pistas de que le ha gustado lo que ha oído y que vas por una línea que les encaja.

Cuando la entrevista dura más de 1h, puede ser señal de que está habiendo conexión y la persona que te entrevista quiere indagar y contarte más sobre el proyecto. Suelen ir con el tiempo justo y si ven que el candidato puede encajar, tratan de desarrollar para confirmar cuanto más mejor. Es posible que su interés en ti genere que continúes en el proceso.

¿La entrevista no fue como esperabas?

Si la entrevista dura menos de media hora, puede ser que el entrevistador haya hecho ya un corte por falta de requisitos que deberías tener y no tienes. Quizás se trata de competencias que considera que son importantes y no las ha detectado en ti o simplemente no le encajas en la posición.

La interacción con la persona nos da mucha información. Ten en cuenta sus respuestas corporales a tus comentarios y afirmaciones, su sonrisa o falta de ella, su postura, etc. Todo te puede dar señales de si está reaccionando de manera positiva o no le encajan tus respuestas. El contacto visual, si ves que tiene interés en lo que dices o se dedica más a mirar tu CV y no prestarte mucho caso o notas que asiente sin mucho entusiasmo, puede que no vaya muy bien.

Otro factor que haga que puedas salir de la entrevista algo dudoso, son precisamente esas dudas. Ponerse nervioso en una entrevista no es el mayor de tus problemas. Es totalmente entendible y a menos que tu puesto de trabajo requiera nervios de acero, no será el motivo de tu descarte.

Pero hay una cosa que sí debes tener en cuenta y es ser coherente. No puedes decir en tu CV una cosa y no poder argumentarlo en la entrevista. Es muy probable que te quedes fuera si no has sabido justificar o explicar con detalle algo. Las dudas en ese caso son casi la muerte de la entrevista. No quieras agradar, se tú mismo siempre. Si les gustas y te contratan, querrán verte así todos los días. Pero si ese no eres tú, cuando lleves un tiempo, probablemente te darás cuenta de lo diferentes que sois y del esfuerzo que hiciste en la entrevista tratando de ser otra persona.

¿Te has preparado bien?

Cuando hablamos de preparación de entrevista, no se trata de buscar qué respuestas quieren oír los entrevistadores para decirles y poner nuestra mejor cara en la entrevista. Se trata de que te prepares tú, de que hagas un repaso de quién eres, de lo que has hecho y cómo. Es decir, todos sabemos dónde hemos trabajado, pero ¿recuerdas por ejemplo algún logro del que te sientes especialmente orgullos? O ¿alguna situación que hubiera sido compleja de la que saliste airoso? Si no has repasado ese tipo de cosas, te puedes quedar bloqueado. Y esas sí son las cosas que te recomiendo preparar. Debes conocerte bien, debes saber qué se te da bien, y qué áreas de mejora tienes (trata de buscar algo que no sea “ser perfeccionista”, te aseguro que es la más usada, y cuesta de creer).

Otro punto que demuestra que has preparado la entrevista, y por tanto que puede darte buenas señales, es el hecho de que hables de ellos. Que les apuntes a lo que has visto en su web, todo aquello con lo que tú conectas o las áreas de mejora que tú propondrías. Verán que sí te interesa la empresa y que le has puesto interés buscando información sobre ellos, cosa que quizás otros candidatos no han hecho.

Recomendaciones

Analizar cómo ha ido la entrevista al salir, es algo que no se suele hacer. Básicamente hay nervios y dejamos ya la pelota en el campo de la empresa, esperando la deseada respuesta. Pero es interesante tratar de valorarnos y poder entender qué no nos ha gustado o que creemos que podríamos mejorar o incluso felicitarnos por aquello que ha encajado tan bien.

Una de las cosas que puedes hacer es repasar la entrevista. Preguntarte si todas las preguntas que has recibido, las has sabido contestar con soltura, si te has encallado en alguna, si ha habido alguna que te haya bloqueado, si ha habido alguna en la que has contestado alguna buena ocurrencia. Repasa también las preguntas que tú has hecho, y trata de recordar si hay alguna cosa que querías preguntar y te has olvidado.

Intenta recordar cómo ha sido tu saludo, tu postura corporal, tu comunicación no verbal, si has utilizado muletillas o si te has quedado pensando mucho en alguna pregunta. Es importante que te hayas expresado con claridad y que tu comunicación sea fluida. Pregúntate si te has sentido cómodo en la entrevista, si has estado a gusto y si las sensaciones al entrar en las oficinas eran positivas.

Ten en cuenta que todos los detalles te aportan mucha información y es algo que debes tener en cuenta, no solo deciden ellos. Pero estos pequeños detalles pueden ayudarte a ver si hay más posibilidades de continuar en el proceso o no. Aunque nada como esperar unos días y mostrar tu interés por el puesto, enviando un mail o llamándoles agradeciéndoles su tiempo en la entrevista y preguntando si hay alguna novedad en el proceso.

Las dos pestañas siguientes cambian el contenido a continuación.
maribel-garcia Cómo saber si he pasado una entrevista de trabajo
Especialista en Employer Branding y asesora de Gestión del Talento en las empresas. Apasionada de la comunicación, las personas y cómo potenciar sus habilidades. Su objetivo es conectar a las personas en su entorno de trabajo.
maribel-garcia Cómo saber si he pasado una entrevista de trabajo

Últimos posts de Maribel García (ver todo)

Formación recomendada:

como-trabajar-sector-it

Máster Oficial en Dirección de Recursos Humanos

Centro de formación: IMF
Lugar: Online
Sin comentarios

Deja un comentario

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (3 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…

Noticias, eventos y formación

Suscríbete ahora y recibe los mejores contenidos sobre Negocios, Prevención, Marketing, Energías Renovables, Tecnología, Logística y Recursos Humanos.

Suscribirme

Acepto recibir comunicaciones comerciales por parte del grupo IMF
He leído y acepto las condiciones

Cómo saber si he pasado una entrevista de trabajo - Recomendaciones

Tras la entrevista de trabajo, surgen las dudas sobre si hemos pasado o no. Ten claros aquellos factores que te dan información sobre el proceso.