Inicio » Búsqueda de empleo » Preguntas que puedes hacer como candidato en una entrevista de trabajo

Preguntas que puedes hacer como candidato en una entrevista de trabajo

Nos han enseñado que en una entrevista de trabajo debemos ir preparados para responder a las preguntas que nos hagan. Pero hoy quiero mostrarte de qué manera, no solo Recursos Humanos puede hacer eso, preguntar. Desde la posición de candidato, podemos situarnos a la misma altura para tratar de averiguar todo aquello que necesitamos.

La entrevista de trabajo es un proceso que ya de por sí, conlleva nervios y algo de preparación. De entrada, podría ser algo más sencillo de lo que suelen contarnos, pero también puede ser una odisea. Los procesos de selección son como su empresa quiera, y en función de eso, será la entrevista y toda la interacción con el candidato. En algunas te encontrarás solo al dueño y en otras un reclutador externo previamente, para posteriormente pasar por diferentes áreas y fases. Pero en cualquier caso, que vayas preparado va a ser clave.

Preguntas y preguntas, ¿Qué necesitamos?

Las preguntas son la herramienta más potente que tenemos para tratar de saber algo de otro. Cuando nos comunicamos, transmitimos información, pero no siempre así, es suficiente. En una entrevista de trabajo, suele haber muchas preguntas, pero curiosamente parece que solo van en una dirección. Es curioso, porque los candidatos pocas veces pasan del salario, horario y vacaciones.

La organización y el candidato son dos partes que, como si de una primera cita se tratase, pretenden conocerse y gustarse mutuamente para atraer al otro. Si eso lo trasladamos a ese momento en la empresa, solemos ver cierto desequilibrio porque el candidato como hemos dicho no suele preguntar mucho, más bien responde a todas las preguntas del seleccionador. Pero cuando te das cuenta de que debes conectar con la cultura, con la propia organización, más allá de que a ellos tú les gustes, empiezan a venirte preguntas a las que necesitas responder.

Preguntas para la entrevista de trabajo

Normalmente al final de la entrevista tienes la posibilidad de hacer preguntas tú. No desaproveches esta ocasión y ves bien preparado.

Solemos hacer las típicas preguntas, sobre cuál va a ser nuestro horario, si tenemos vacaciones y cuándo y aproximadamente el salario. Muchas veces hacemos preguntas sobre el puesto de trabajo y sobre las funciones a llevar a cabo. Pero hay muchas cosas que posiblemente te aporten mucha información valiosa, en la que no hayas pensado.

Ya solo el hecho de preguntar más allá dice mucho de ti, pues demuestra tu curiosidad y el verdadero interés frente a otros candidatos. Y aquí viene una de las partes más importantes de la entrevista de trabajo para ti: estás frente a otra persona, como tú. Sabe cosas y puede contártelas si le preguntas.

Sobre la organización

Aquí debes prepararte preguntas sobre el lugar de trabajo, el entorno, la organización en sí, su cultura y cómo se trabaja. En definitiva, necesitas saber “con quien vas a casarte”. Esta es la parte en la que realmente demuestras que no te vale igual ocho que ochenta. Porque valoras mucho un lugar con el que conectes. Una cosa es lo que hayas podido leer en su web, incluso lo que hayas leído en las redes sociales, pero nada como preguntar en la entrevista de trabajo. Por ejemplo:

  • ¿Cómo es para ti trabajar en esta empresa?
  • ¿Qué es lo que más te gusta de trabajar aquí?
  • ¿Qué cosas cambiarías tú?
  • ¿Dirías que el propósito de la organización es conocido por todos?
  • ¿Cómo es la cultura de la empresa?
  • ¿Cómo es el estilo de liderazgo en la compañía?

Sobre cosas que para ti son importantes

En general, en las preguntas relacionadas con la cultura, vas a recibir mucha información sobre cómo es trabajar ahí, pero cada persona es un mundo. No es lo mismo que valores un desarrollo profesional, o que quieras saber qué beneficios relacionados con la salud y el bienestar tienen. Puedes hacer preguntas como:

  • ¿Disponéis de EVP (Propuesta de Valor al Empleado) con los beneficios que ofrecéis a los empleados?
  • ¿Existen planes de conciliación, flexibilidad horaria o posibilidad de teletrabajar?
  • ¿Tenéis planes de carrera o formación personalizada para poder crecer dentro de la compañía?
  • ¿Cómo es el proceso de On Boarding?
  • ¿Disponéis de guardería, gimnasio, etc…?
  • ¿Qué actividades hacéis para pasarlo bien, desconectar, relajaros?

Sobre el puesto de trabajo

En este caso te estás centrando en conocer bien cómo es lo que tienen en mente. Conocer el perfil, el rol que buscan, y lo que esperan, qué necesidades tienen para entender de qué manera vas a poder cubrirlo. Puedes hacer las siguientes preguntas:

  • ¿Este puesto se ha creado recientemente? ¿O ha habido algún cambio o salida?
  • ¿Quién es la persona a la que debería reportar?
  • ¿Cuál es el equipo con el que trabajaría? ¿Cuántas personas hay en él y cuánto llevan en la compañía trabajando?
  • ¿Cómo dirías que es el feedback?
  • ¿Cómo se gestionan los reconocimientos o evaluaciones del desempeño?
  • ¿Hay posibilidades de innovar y aportar nuevas ideas?

Sobre el salario

Te pueden decir que preguntar sobre el salario es algo delicado, pero es algo importante ¿verdad? Tienes derecho a preguntar. En muchas organizaciones te dirán que, hasta el final del proceso, ese dato no se comunica. En otras te pueden decir que se mueven en una franja que sí te compartirán, pero que depende de varios factores. Algunas ya te lo habrán comunicado en la oferta laboral y otras no te lo harán saber hasta casi que te comuniquen que eres la persona que quieren. Insisto, es lo suficientemente importante, como para que te informen de este tema, así que, si no lo han hecho, pregúntalo o que te orienten para saber si estás perdiendo el tiempo o si te encaja.

Ten en cuenta que puedes hacer preguntas abiertas o que se respondan con un simple si o no. Pero trata de hacer cuantas más abiertas mejor, porque ahí es donde vas a obtener más información y mucho más interesante. Las otras respuestas, son más fáciles de obtener. Hacer preguntas que demuestren que no te sabes muy bien dónde estás, pueden ser contraproducentes. Por ejemplo, no preguntes sobre el negocio de la empresa, o qué hacen exactamente allí, porque dejarás claro que no tienes ni idea de qué empresa es.

Lo importante es que entiendas que debes prepararte para saber a quien tienes en frente. Y todo lo que no hayas podido hacer previamente, averígualo a través de preguntas en la entrevista de trabajo.

Formación Relacionada

Las dos pestañas siguientes cambian el contenido a continuación.
Especialista en Employer Branding y asesora de Gestión del Talento en las empresas. Apasionada de la comunicación, las personas y cómo potenciar sus habilidades. Su objetivo es conectar a las personas en su entorno de trabajo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡Noticias, eventos y formación!

Suscríbete ahora y recibe los mejores contenidos sobre Negocios, Prevención, Marketing, Energías Renovables, Tecnología, Logística y Recursos Humanos.

Acepto recibir comunicaciones comerciales por parte del grupo IMF
He leído y acepto las condiciones


Preguntas que puedes hacer como candidato en una entrevista de trabajo