Inicio » Capital Humano » Empresa saludable, qué factores son determinantes

Empresa saludable, qué factores son determinantes

Ser una empresa saludable consiste en mucho más que hacer Prevención de Riesgos Laborales. La prevención es importante hablando de salud, pero hay que ir un poco más allá dentro de Recursos Humanos. Y ahí entran el bienestar y la seguridad. De hecho, hay que entender bien en qué consiste una empresa saludable para poder darse cuenta de cómo está cambiando el modelo de organización competitiva y valorada.

Nuevos entornos de trabajo

Las organizaciones están adaptándose a las necesidades actuales. Nuevas oficinas, nuevos entornos, nuevos espacios de trabajo. Estamos entendiendo que la salud de las personas que están dentro de la organización es uno de los bienes más importantes y que hay que prestar real atención. Nuestros hábitos, nuestra forma de vivir, nuestro entorno de trabajo, nuestras costumbres, todo ello condiciona nuestra salud.

Nuestra empresa, oficina o espacio de trabajo es un lugar en el que pasamos muchas horas. Adaptar y condicionar ese entorno para que esté equilibrado con nuestra salud debe ser prioridad de la empresa.

Planes para construir empresas saludables

Es importante no solo implantar planes y programas para beneficio de todos sino divulgar un buen uso los espacios para aprovecharlos mejor. De hecho, la OMS define como empresa saludable el lugar donde empleados y directivos trabajan de forma continua para proteger y promover la salud, la seguridad y el bienestar. Son los factores que hacen que la organización sea sostenible.

Una empresa saludable apuesta porque todos sus miembros lo sean. Aporta los recursos para facilitar que exista por ejemplo una conciliación que les permita tener un horario compatible con la vida personal. También genera formación y acciones enfocadas a que todos los empleados estén informados de cómo prevenir y mejorar su salud, a través de deporte o nutrición.

Cuando tenemos empleados que sienten que se les está cuidando igual que ellos harían en casa, incrementamos el compromiso, ademas de estar trabajando en la RSC. Su sentimiento de pertenencia es mayor y por lo tanto su rendimiento porque sienten que están en la empresa que valora su bienestar.

¿Cómo construir una empresa saludable?

Entender quién forma parta de la empresa es fundamental para empezar iniciativas dentro de la organización. Así que lo primero que debemos hacer es conocer a las personas que forman parte de nuestros equipos. Ellos irán participando de las diferentes iniciativas y planes.

Físico, emocional y psicosocial

Aquí es importante conocer que tienes 3 frentes por donde obtener información. Por un lado, físico a través de los exámenes médicos, donde puedes conocer datos de salud (estrés, hábitos de sueño y alimentación, sedentarismo, ect).

En segundo lugar, tenemos la parte emocional, aquí podemos averiguar a través de por ejemplo encuestas de clima laboral, y conocer cómo están sintiéndose en la empresa y con los compañeros. Aquí obtendrás mucha información que te ayudará a entender la productividad.

En tercer lugar, el aspecto psicosocial, donde averiguarás aspectos como el puesto de trabajo y la forma de organizarlo, de qué manera está configurado el entorno y cómo afecta a las personas en su salud o bienestar.

Otros factores que debes tener en cuenta para tener una empresa saludable, es observar por ejemplo el índice de rotación y absentismo. Estos dos datos te indican de qué manera las personas están más o menos conectadas con la empresa. Conocer la satisfacción de los empleados en su puesto de trabajo y son felices o si por el contrario, hay posiciones que sufren más rotación y absentismo.

El bienestar de las personas, prioridad

Existen muchas acciones que puedes llevar a cabo para tener una empresa saludable, por ejemplo promover el deporte. O disponer de una persona que asesora sobre nutrición, de espacios de relajación o mindfulness, talleres que nos informen sobre salud emocional o ergonomía, son iniciativas que pueden ayudarte a construir una empresa saludable.

Es importante también entender que los planes deben tener unos objetivos y unos resultados esperados, por lo que necesitamos además de implementarlos, verificarlos y tomar las decisiones correctores oportunas.

Una empresa saludable no nace de un día para otro, pero nace con la cultura y debemos trabajar para que llegue a todo el equipo y comunicar absolutamente todos los pasos para implicar a cada una de las personas. El compromiso empieza arriba, y debe albergar a todos, ya que ahí quedan reflejados nuestros valores y de los empleados. Es otra manera más de conectar con las personas, de generar Employer Branding y no solo ser una empresa saludable, sino atractiva para el talento que queremos atraer.

Formación Relacionada

Las dos pestañas siguientes cambian el contenido a continuación.
Especialista en Employer Branding y asesora de Gestión del Talento en las empresas. Apasionada de la comunicación, las personas y cómo potenciar sus habilidades. Su objetivo es conectar a las personas en su entorno de trabajo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡Noticias, eventos y formación!

Suscríbete ahora y recibe los mejores contenidos sobre Negocios, Prevención, Marketing, Energías Renovables, Tecnología, Logística y Recursos Humanos.

Acepto recibir comunicaciones comerciales por parte del grupo IMF
He leído y acepto las condiciones


Empresa saludable, qué factores son determinantes